QUE VER EN VIENA EN 4 DIAS

Viena es una ciudad imperial que bien merecido tiene dicho nombre, es una maravilla y  en este post te traemos el mejor itinerario para saber que ver en Viena en 4 días. En nuestro caso hicimos un viaje a Viena en 5 días  pero dedicamos un día a visitar Bratislava.

Por supuesto, tanto si tienes más días para quedarte en esta preciosa ciudad, como si cuentas con menos días para visitarla, puedes ver nuestro artículo imprescindibles de Viena y más!!, donde te incluimos pequeñas excursiones que puedes organizar a ciudades cercanas, y te hablamos de lo que tienes que ver obligatoriamente para que no te vayas con ninguna espinita clavada.

Si además, quieres conocer los mejores lugares para comer y otros datos interesantes antes de viajar a Viena, pincha aquí y ¡te lo contamos todo!

Pues vamos a ello.

que hacer en viena
Viena de noche

CONTENIDO DEL POST

 

DÍA 1: LLEGADA

Empezamos nuestro itinerario por Viena.

En esta ocasión viajamos el viernes por la tarde. Llegamos por la noche a Viena y nos dirigimos al hotel. Cenamos allí mismo y nos fuimos a descansar, a reponer energía para el día siguiente.

DIA 2: CASCO HISTÓRICO

Después de desayunar en el hotel, comenzamos nuestra ruta de Viena en 4 días y nos fuimos directos al centro histórico de la ciudad para visitar la Biblioteca Nacional Austríaca. Se la conoce como una de las bibliotecas más bonitas del mundo, y es que cuenta con una colección de libros muy antiguos y la decoración es preciosa. Puedes visitarla si quieres con audioguía y realmente tampoco te va a llevar mucho tiempo visitarla, pues no es muy grande y es una de las mejores cosas que ver en Viena en 4 días. 

Después, decidimos hacer un free tour por la ciudad y así conocer más su historia y algunas curiosidades. Visitamos Albertinaplatz, la Opera Estatal por fuera, y paseamos por el parque Burggarten para llegar al Palacio de Hofburg. Llegados a este punto, te recomendamos que visites el museo de Sisi emperatriz o la Escuela de Equitación Española. Lamentablemente a nosotros no nos dio tiempo y por eso lo tenemos apuntado en nuestra lista de pendientes.

tren aeropuerto viena
Palacio de Hofburg

Desde ahí nos dirigimos a la plaza Josefsplatz, donde se encuentra el Monumento contra la Guerra y el Fascismo.

Cruzamos por la plaza Neuer Markt para llegar a la casa de Mozart y a la Catedral de San Esteban (Stephansdom). Es una iglesia muy bonita y la entrada es totalmente gratuita. Si deseas entrar a otras zonas o subir a la torre, entonces tendrás que comprar tu entrada.

Paseamos por la Kärnter Strasse, una de las calles más comerciales de Viena, y cruzamos la Plaza de Hoher Markt  para poder observar el reloj de Anker, famoso porque a las horas en punto suena una música y doce figuras bailan al ritmo. Te recomendamos que si cuentas con un poco de tiempo, esperes y lo veas, es bastante curioso.

Terminamos nuestro tour cerca del río, con lo que aprovechamos a comer. Comimos en un restaurante que se llama Schachtelwirt, súper recomendable. El plato nos costó unos 8-9 euros, depende del que escojas,  es comida típica y esta muy bueno.

Por la tarde, y aprovechando que estábamos por la zona, nos acercamos a ver la Iglesia de San Carlos (Karlskirche). Es una maravilla tanto por dentro como por fuera. Es uno de los lugares para visitar en Viena más bonitos. Hay un lago justo enfrente, donde la iglesia se refleja y debe ser espectacular. Y digo debe ser, porque nosotros nos llevamos una sorpresa. En Navidad,  el lago se vacía, y a cambio, lo rellenan con paja donde niños y adultos se lo pasan pipa. Hay un mercadillo navideño muy chulo, con un montón de puestos y animales.  La verdad es que nos gustó mucho.

turismo viena
Karlskirche

De ahí, decidimos caminar, para volver de nuevo al centro histórico, para visitar el mercado Naschmarkt, mercado del siglo XVI con un montón de puestos de comida, antigüedades y restaurantes. Desde aquí nos dirigimos a la tan esperada Plaza del Ayuntamiento. Para llegar hasta ahí te sugerimos que atravieses la calle Ringstrasse, donde podrás observar los edificios más emblemáticos de Viena. A lo largo de esta calle,  encontrarás el Museo de Historia del Arte, el Museo de Historia Natural, el Parlamento de Viena y el Burgtheater, entre otros edificios preciosos.

Decidimos hacer una pausa en nuestro itinerario por Viena en 4 días, en el mercadillo de Santa Teresa, para tomarnos un glühwein  y un ponche caliente y de paso llevarnos una taza de recuerdo.

civitatis viena
Mercadillo de Santa Teresa

TIPS NAVIDEÑOS

  • El glühwein, tan famoso en países como Alemania o Austria, no es más que vino caliente. Es muy típico en los mercadillos de Navidad. Te recomendamos que lo pruebes y nos comentes que te parece!
  • En los mercadillos navideños, cuando pides la consumición, vas a tener que pagar unos euros de más a modo de fianza por la taza. Si cuando acabes, optas por devolver la taza, te devuelven el dinero. Si por el contrario, decides quedarte con la taza, ¡no te preocupes!, se quedan con tu fianza y no pasa absolutamente nada.  Es muy típico que los turistas, se queden con una taza de recuerdo, y es que, son preciosas y en cada mercadillo la taza es ¡totalmente diferente!
transporte viena
El árbol del amor

Continuamos nuestro paseo hasta la Plaza del Ayuntamiento, que es digna de admirar en Navidad. Hay un millón de luces y mires por donde mires te cautiva.

No te puedes perder el árbol del amor, con un montón de corazones  iluminados. El mercadillo también cuenta con una noria, un carrusel y una pista de hielo con un circuito en sentido único. Este mercadillo fue nuestro favorito! Si viajas a Viena en Navidad no puedes dejar de verlo.

Una vez terminamos de deleitarnos cogimos un tranvía para volver a la zona de la Ópera. Tuvimos mucha suerte porque una empresa de galletas estaba haciendo publicidad con un tranvía de 1911, si si de 1911, te hacía el recorrido totalmente gratis  y además, te daban los tickets de aquella época. Fue toda una experiencia!

Una vez llegamos a la Ópera, estábamos bastante cansados y decidimos comer por la zona del hotel.

DIA 3: PALACIOS

Después de desayunar, nos pusimos en marcha para continuar con nuestro itinerario por Viena en 4 días, hoy toca ir a ver el Palacio de Schönbrunn, conocido como el Versalles vienés. Al llegar solo había visita guiada en español a las 13 de la tarde, por lo que pillamos las entradas y nos dirigimos al Palacio Belvedere, que iba a ser nuestra segunda parada del día.

El Palacio Belvedere era la antigua residencia de verano de los reyes. Puedes visitar su interior, que alberga una colección de arte, sin embargo, nosotros aprovechamos el tiempo para  ver sus jardines y hacernos unas cuantas fotos.

Palacio Belvedere
Palacio Belvedere

Después de ver el Palacio Belvedere, pusimos rumbo al Palacio de Schönbrunn. Este palacio se puede visitar tanto por fuera como por dentro. En su interior vas a encontrar mobiliario antiguo, objetos y cuadros. En el exterior hay unos jardines increíbles, además de un laberinto donde pasar un rato divertido, un zoo y la famosa glorieta, donde además de poder subir en verano, hay un bar y unas vistas fantásticas. Uno de los palacios más bonitos que ver en Viena.

Palacio de Schönbrunn
Palacio de Schönbrunn

TIPS

Puedes comprar diferentes tipos de entradas dependiendo de lo que quieras incluir en tu visita.

Nosotros compramos la entrada más completa, pero al ser invierno hay áreas que no están abiertas al público, como el laberinto y la glorieta. No obstante, te aconsejamos pasear hasta aquí, aunque no puedas subir, las vistas de la ciudad desde son fantásticas.

Si pinchas aquí, puedes informarte y escoger la que mejor se adapte a ti.

Cuando terminamos de visitar el Palacio, y con mucha hambre, nos dirigimos a la Ópera Estatal, queríamos verla por dentro y que mejor manera que escuchando una ópera Austriaca.

Mientras esperábamos la cola, decidimos comer la mejor salchicha de Viena, el puesto donde  se vende se  llama Bitzinger y se encuentra justo enfrente de la Ópera. Suele haber bastante tiempo de espera, nosotros tuvimos suerte, y nos sirvieron enseguida.

ÓPERA ESTATAL DE VIENA

Si quieres visitar la Ópera Estatal de Viena puedes escoger una de estas tres maneras:

  • Contratando un tour por Viena con guía español y que incluya entrada a la ópera.
  • Haciendo una visita guiada por su interior. En este caso, puedes comprar las entradas en la puerta, Es importante que revises los horarios y el día, pues no siempre tienen estas visitas guiadas. Te dejamos aquí la web.
  • Comprando unas entradas para ver una Ópera, que fue nuestra elección. Si optas por esta manera, puedes comprar las entradas en la propia web, o bien, puedes acudir a las taquillas una hora, hora y media antes de la función y esperar un poco de cola. Conseguirás las entradas por muy poco dinero.

Una vez pudimos entrar a la Opera, la entrada nos costo 10 euros por persona y esto hay que decirlo, no es el lugar más cómodo pero bueno, por el precio, la experiencia y la auto visita por la Opera, merece la pena. Hemos de decir, que nosotros estuvimos un ratito y nos marchamos, primero, porque queríamos terminar de ver algunas cosas, y segundo, porque realmente duraba 3 horas y el austriaco todavía no lo manejemos, por lo que no entendíamos mucho y se nos hacía un poco pesado.

Ópera Estatal de Viena
Ópera Estatal de Viena

Saliendo de la Opera y justo enfrente teníamos el café Sacher, siempre hay bastante cola, pero hay dos entradas, una a la cafetería y otra al hotel, si entras por la del hotel, llegas a una cafetería mas pequeña y no suele haber cola. Nos comimos la tarta con un café y hemos de decir, que estaba muy buena pero esperábamos más. Quizá íbamos con las expectativas muy altas. Además, a nuestro parecer era un poco caro, un trozo de tarta, más bien pequeño, y un café, 13 euros.

Una vez terminamos el pastel y con el fin de bajarlo, caminamos para volver a la plaza del Ayuntamiento para volver a dar una vuelta y tomar un vino calentito.

Desde aquí volvimos a la zona de la Opera donde cenamos en el restaurante Plachutta. Realmente nos lo habían recomendado, pero a nosotros nos pareció un poco caro para lo que comimos, que fue bastante poco. El típico Schnitzel, con una ensalada pequeña de patata, y unas crepes de postre, todo ello para compartir, 50 euros. Si queréis probar sitios donde el Schnitzel este rico, os aconsejamos otros restaurantes calidad-precio mucho mejor.

Después de cenar, regresamos al hotel para descansar.

DIA 4: BRATISLAVA-VIENA

Este día de nuestro itinerario por Viena en 5 días, lo queríamos dedicar a visitar la capital de Eslovaquía, por ello, nada más desayunar, cogimos el autobús dirección Bratislava, para conocer esta encantadora ciudad. Si quieres saber más pincha aquí y conoce todo acerca de la capital de Eslovaquia.

Al volver nos dio tiempo y nos acercamos a ver las famosas casas coloridas, Hundertwasserhaus, las fachadas son muy originales y vale la pena dar un paseo recorriendo la manzana. Nosotros las vimos un poco acelerados y de noche, pero recomendamos ir de día y con tiempo para poder verlo mejor. Es uno de los lugares para visitar en Viena más peculiares. 

Hundertwasserhaus
Hundertwasserhaus

De ahí decidimos coger un tranvía que nos llevaría al parque de atracciones Wurstelprater, el más antiguo del mundo, para dar un paseo. Es importante destacar que el tranvía te lleva a una parada perdida en un bosque, donde no había nada ni nadie, suponemos que al ser diciembre y las 21 de la noche es normal…. Si te pierdes un poco llegas al parque.

Nosotros entramos al parque por la zona de atrás, y nos llevamos una sorpresa, al ver que estaba todo vacío y cerrado. Vimos atracciones que deben ser la pera limonera, y que recomendamos incluyas en tú itinerario por Viena, pero como era temporada de invierno nada estaba funcionando. Solo pudimos visitar la noria, una de las más antiguas y famosas y un mercado navideño. Aquí mismo, podéis visitar el museo de Madame Tussauds.

Cenamos por la zona y regresamos al hotel para descansar.

DIA 5: VUELTA A CASA

Cuando desayunamos, teníamos reservada una visita a la Escuela de Equitación Española, para admirar el entrenamiento de los caballos Lipizzanos, sin embargo, tuvimos que cancelarla, ya que nuestro vuelo se adelantó y regresamos a España, antes de la hora prevista.

Por la tarde, pusimos fin a nuestro itinerario por Viena en 4 días y llegamos a Madrid, terminando así, nuestro maravilloso viaje por Viena y Bratislava.

TIPS

Para saber cómo moverte desde el aeropuerto de Viena y donde alojarte durante tu estancia, revisa nuestro post de transporte en Viena y otros datos de interés.

Reserva algún free tour por Viena para conocer esta ciudad con mayor profundidad. Hay varios tours. 

Intenta reservar y comprar todas las entradas que puedas de forma online. Te ahorrarás un tiempo muy valioso.

Para conocer la Opera Estatal aprovecha para ver una actuación en directo. Si esperas algo de cola, tu entrada puede salir por unos 10 euros.

Si tú idea es visitar todas las atracciones posibles, museos y palacios te aconsejamos que eches un vistazo para ver si te compensa comprar la Tarjeta Vienna pass.

Aprovecha si tienes tiempo a realizar algunas de las excursiones que te proponemos en nuestra entrada de Imprescindibles de Viena y más!!.


TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: 

👉-> Imprescindibles de Viena y más!! 🌏

👉-> Transporte en Viena y otros datos de interés 🚝

👉-> Bratislava en un día 🚀

👉-> Itinerario de Roma 📷

👉-> Aveiro – Oporto en 3 días 👀

 

ORGANIZAMOS TU VIAJE

100% PERSONALIZADO ADAPTADO A TU PRESUPUESTO

ORGANIZAMOS TU VIAJE

100% PERSONALIZADO - ADAPTADO A TU PRESUPUESTO

Deja un comentario

Si quieres estar informad@ de todas nuestras novedades y viajes...
¡SUSCRIBETE YA!

No olvides revisar tu correo para completar la suscripción.